El objetivo del Concurso es promover y fomentar la recuperación y la preservación de las técnicas y diseños tradicionales de la alfarería mexicana, así como estimular la creatividad de las y los ceramistas para el desarrollo de nuevas propuestas tanto en la cerámica tradicional como en la cerámica contemporánea, así como contribuir a la permanencia y fortalecimiento de este patrimonio cultural ancestral mexicano.